¡Feliz Navidad!

¡Café navideño! Un cálido deseo por una vida mejor, al lado de sus familiares, se renueva cuando conmemoramos el nacimiento del Niño Dios.

El verbo se hizo carne y habita entre nosotros como esperanza de redención y de amor de Dios. ¡Feliz Navidad!



Acerca del autor

Hugo Londoño

Habitante de Internet / Diseñador / Editor y Bloguero de @ConCafe / Actualizo a @DosPuntoUno ideas en Social Media

Ver todos los artículos